5 principios del marketing que los mercadólogos no pueden olvidar

El marketing está en constante cambio, sin embargo estos principios permanecen.

principios del marketing

El paso del tiempo ha generado en el marketing distintos cambios, por ejemplo, el apartado digital ha ganado más participación y han surgido nuevas dinámicas y modificaciones constantes, así como estrategias con las que puede ser difícil mantenerse al día. No obstante, existen aspectos que no cambia, aspectos que se pueden considerar principios que guían al buen marketing y que los profesionales pueden apalancar siempre para beneficio de sus esfuerzos. En esta ocasión veremos 5 de ellos que no puedes perder de vista.

De acuerdo con Nicole Krug, en una colaboración para Business2Community, esto son los principios del marketing que llegaron para quedarse, es decir, a los cuales siempre se puede recurrir para beneficio de las marcas:

Escucha la necesidad

De acuerdo con la fuente, para poner en marcha este principio, es importante entender que antes de comenzar a hablar de lo que se puede hacer por los consumidores, es necesario tomarse tiempo para escuchar. Si la persona a la que se le habla no tiene una necesidad que la marca pueda llenar, entonces el compartir información no ayudará, de hecho se sentirá como una acción agresiva.

Por otro lado, si se le da a quien la oportunidad de hablar, este dará estas que la marca podrá usar para mostrarle cómo sus productos o servicios pueden ayudar.

Las cosas se deben pensar de la siguiente forma… Si alguien dice: “Mi producto puede ahorrarle tiempo y dinero”, esto podría parecer que se trata de una oferta de gran valor, pero es demasiado general y no aborda ninguna necesidad en específico.

En cambio, si se piensa en la frase: “Dijiste que tenías problemas para mantenerte al día con todos los proyectos en los que está trabajando tu equipo. Entiendo totalmente esto, e hecho pase por lo mismo y por ello cree este producto. Me entintaría mostrártelo en algún momento y ver si puede ayudarte a organizar tus cosas”.

Si bien el mensaje es más largo, se debe entender que en lugar de solo hablar con alguien, se está generando una conexión a través de una experiencia compartida. Es mucho más probable que las personas compren si comprenden cómo el producto o servicio marcará una diferencia para ellos.

Adopta el principio “KISS”

El principio KISS no es algo relacionado a la banda de los años 70 ni con los besos… Se trata de un acrónimo que conforma la frase en inglés “Keep It Simple Stupid” o mantengo simplemente y estúpido, por su traducción al español. En el terreno del marketing es un principio que puede ser de gran ayuda y vale la pena recordarlo.

Y es que, según lo destaca la fuente, muchos tenemos la tendencia a complicar de más las cosas, lo cual puede ser desalentador.

En el caso de las acciones de marketing emprendidas para las marcas el apalancar KISS implica, como primer paso, por ejemplo, eliminar toda la jerga, acortar oraciones y mantener chistes y metáforas al mínimo nivel posible. Si bien los juegos de palabras pueden ser que los mensajes de mercadotecnia sean divertidos, es importante recordar que las personas pueden recordar mejor mensajes simples y directos.

Enfócate en ellos, no en la marca

Atender este principio es importante, especialmente para las nuevas marcas o negocios. Ello se debe que las personas detrás se dejan dominar por el conocido síndrome del impostor. Se sienten inseguros con ellos y su trabajo por lo que tienden a enfocarse en sus credenciales y las del producto en un esfuerzo por probar su credibilidad. No obstante, hacer esto es algo que tiende a terminar mal.

Lo anterior se debe a una verdad que destaca la fuente: las personas no están interesadas en ti, están interesadas en ellas.

Puede que tu CV sea impresionante, pero ello no necesariamente ayudará a alguien.

En ese sentido, los mensajes de las marcas deben enfocarse en las cosas en que los consumidores muestran preocupación, es decir, sus retos y pain points. Es hasta que entienden cómo es que la marca o un profesional puede hacer sus vidas mejores que comenzarán a tener consideración por esas marcas o personas.

mercadólogos

El branding es igual a consistencia

Referente a este cuarto principio, para las marcas y los mercadólogos es importante comprender que aspectos como el logo, los colores de la marca, el tono de voz y todo en el marketing debe ser consistente.

La meta es que cuando alquilen vea el logo de una marca instantáneamente recuerde de quién se trata y qué es lo que hace. Esto es un aspecto que solo se puede lograr a través de la consistencia. Piensa en las marcas que conoces, , seguramente con su logo puedes saber de quién se trata y qué hacen.

No obstante, si en puede que un negocio nunca logre alcanzar el status icónico que tienen firmas como Nike o Apple, la consistencia puede hacer una gran diferencia para los negocios de todos tamaños e incluso con elementos que podrían ser de lo más minúsculos, por ejemplo, las tarjetas de presentación de los ejecutivos. Si bien la gente que las recibe puede que no se recuerde al ejecutivo como tal, la tarjeta puede ayudar a provocar recuerdo, cosa que no pasaría si el negocio cambia su diseño de un día para otro. Las marcas son construidas a través de la consistencia.

Revisa tu trabajo

Finalmente, por obvio que pueda parecer, es importante revisar las cosas con aspectos como los mensajes. Esta es una tarea importante a cumplir antes de enviarlos al público. Además, es un principio que aplica para todo, emails, presentaciones, post en redes sociales o en un blog, etc.

Considera cómo se sentirán las personas si hacen clic en un enlace de redes sociales para terminar en una página que no funciona o que no contiene nada. Esto puede ser una decepción total para ellos, no solo porque no vieron la información que querían, sino que también comenzaron a preguntarse qué tan competente es la empresa.

No hay que dejar que los esfuerzos de marketing se vena arruinados por los errores.